Actualmente hay dispositivos y artículos que mejoran mucho la calidad de vida y seguridad de las personas mayores con movilidad reducida o con discapacidad en el propio hogar y en el exterior. La silla para subir escaleras y las plataformas salvaescaleras son dos de ellos pero no los únicos.

Silla para subir escaleras y otros elementos

Silla para subir escaleras

Cuando las personas mayores comienzan a sufrir una reducción de sus capacidades motoras es el momento de plantearse soluciones. A corto, medio y largo plazo. Para su comodidad y calidad de vida y también para facilitar sus cuidados. Pero también para personas con discapacidad de cualquier edad. Y para personas con fibromialgia y síndrome de fatiga crónica en cuyo hogar hay escaleras y carecen de ascensor.

Una silla para subir escaleras es una opción necesaria en aquellas viviendas en las que una rampa no es suficiente para entrar y salir de la misma. Y también para poder tener cierta autonomía en viviendas con más de un piso interior. Actualmente hay sillas eléctricas y plataformas salvaescaleras no solo para subir escaleras rectas sino también para subir escaleras curvas o de caracol.

La variedad de marcas, modelos y precios de esta facilita a la familia elegir la adecuada para cada usuario. Es importante tener en cuenta que aunque cada modelo de silla para subir escaleras es estándar, generalmente la guía debe fabricarse a medida. Especialmente cuando se trata de escaleras de caracol.

Atención especializada a personas con Coronavirus

La silla para subir escaleras rompe estas barreras arquitectónicas. En muchos casos el propio usuario tendrá autonomía para utilizarla. Y en el caso de la atención a mayores dependientes a domicilio se facilita que el cuidador pueda subir y bajar por las escaleras a la persona con seguridad para ambos.

Plataforma salvaescaleras Vs silla para subir escaleras

También existen en el mercado plataformas salvaescaleras. Sobre ellas se coloca la silla de ruedas para subir y bajar salvando tramos de escaleras. Generalmente son mucho más económicas. Pero tiene alguna desventaja. La principal es que estas habitualmente solo sirven para un tramo de escaleras rectas y no para varios tramos de escaleras o para escaleras de caracol. Por ello no es válido como salvaescaleras en todos los casos.

Rampas antideslizantes 

En algunas viviendas, especialmente unifamiliares, no hay un solo tramo de escaleras sino también otros accesos en los que salvar dos o tres escalones. Aunque también se puede instalar una guía para utilizar la silla para subir escaleras. Puede resultar interesante el uso de rampas, si es que la persona dispone de una silla de ruedas eléctrica que puede mover por sí misma.

Es una solución más adecuada para exteriores en los que solo es preciso salvar un escalón pues también servirá para otros miembros de la familia. Además es una solución más económica. Y no requiere un mantenimiento eléctrico, solo una limpieza habitual.

Este tipo de solución también es adecuada para portales y zonas comunes de comunidades de vecinos en las que puede haber varias personas con problemas de movilidad. Y una solución de elevación como es la silla para subir escaleras no es factible por algún motivo.

Grúas para transferencia

Otro de los dispositivos que ayudan a mejorar la seguridad y calidad de vida de la persona con discapacidad y de su cuidador profesional o familiar es la grúa de transferencia. En este caso no se trata de facilitar su acceso a la calle y de esta a casa como con la silla para subir escaleras. Sino facilitar las transferencias y movilidad en el hogar.

Este tipo de grúas facilitan el paso de la cama o sofá a la silla de rueda y viceversa de forma segura y minimizando el riesgo de caídas en ancianos. Así como minimizando el riesgo de lesiones en el cuidador. También para facilitar el aseo de la persona. Para ponerlo de pie de forma que se pueda proceder con seguridad a ellos en una postura cómoda para ellos. O para las entradas y salidas a una bañera.

En el cuidado y atención a personas mayores en Barcelona y otros municipios en viviendas con piscina para la práctica de ejercicios de rehabilitación también pueden utilizarse este tipo de soluciones.

Asistencia a Domicilio
silla para subir escaleras

La silla para subir escaleras mejora la calidad de vida de las personas mayores con movilidad reducida

Cama eléctrica articulada con carro elevador

Para personas con discapacidad motora la cama eléctrica articulada con carro elevador es un elemento muy interesante.  Para mejorar su confortabilidad y facilitar sus cuidados. La cama articulada ayuda a que ellos mismos u otra persona de forma rápida, segura y cómoda pueda modificar la horizontalidad de la cama. Así puede reclinarse o elevarse para cambiar de postura. O para facilitar la toma de alimentos, entre otras cuestiones.

Además, aquellas que disponen de carro elevador facilitan alzar o rebajar la altura de la cama, según convenga. Así se puede modificar para cuidados como cambiar la postura de la persona. Facilitar las transferencias seguras si no se dispone de grúa. O el aseo con mayor ergonomía para el cuidador de mayores con discapacidad. Esto es clave para proporcionar una mejor atención a la persona cuidada. Y reducir el riesgo de lesiones en el cuidador.

 

Valora si la silla eléctrica y estos otros dispositivos proporcionarían las soluciones que necesitan tus mayores con discapacidad. Si estimas que son soluciones que mejorarán el cuidado de mayores en el hogar, su seguridad y calidad de vida plantéate dar el paso de adquirir estas. Si no puedes de disponer de estos dispositivos en tu vivienda recuerda que las empresas de asistencia a domicilio podemos encargarnos del desplazamiento de vuestras personas mayores por la vivienda.

Assisvita

Author Assisvita

More posts by Assisvita

Leave a Reply

Compartir
Llámanos
× Chat ...👋